Nuevo enfrentamiento entre bandas mineras y militares en Tumeremo deja saldo de cinco muertos.

Investigación publicada en el portal noticioso: www.venezuelaaldia.com

0 31

La minería en el estado Bolívar ha pasado de ser una actividad lucrativa a convertirse en una “caja negra” cuyas ocurrencias y novedades sólo pueden ser conocidas por quienes habitan la zona y los militares encargados de “resguardarla”.

Maduro afirma que “líderes opositores” están detrás de minería ilegal en Canaima

Uno de estos sectores es Tumeremo. Desde allí llega la información de una nueva masacre ocurrida en el sector El Pariche ubicado en el municipio Sifontes.

Se pudo conocer por el parte oficial que este viernes una comisión compuesta de unos 130 funcionarios realizaba una operación conjunta de patrullaje y al llegar al sector El Pariche fueron atacados por sujetos que portaban armas largas, pistolas y granadas.

La escaramuza produjo un saldo de cuatro hombres y una mujer quienes resultaron heridos en la refriega falleciendo posteriormente a su ingreso en el Hospital Dr. José Gregorio Hernández en Tumeremo. En el mismo parte se señala que dos soldados resultaron lesionados, uno en la pierna izquierda y quien fue trasladado vía aérea hasta el Complejo Universitario Hospitalario Ruiz y Páez en Ciudad Bolívar, y otro en el pie derecho.

Al realizarse un levantamiento de material de guerra incautado en el sitio del suceso el parte señala que constaba de “ un fusil R-15 sin seriales visibles, un fusil R-15, serial TF36164; un fusil M-16 sin seriales visible, una pistola Smith & Wesson, modelo 910, serial VJC5368; una granada fragmentaria; 10 cargadores de R-15; cinco cargadores de FAL; un cargador de M-16; 196 cartuchos 7,62 x 51 de FAL; 220 cartuchos calibre 5.56 x 45 de R-15; y siete cartuchos calibre 9 mm”.

El sur del estado Bolívar, otrora zona de gran atractivo turístico y bellezas naturales va quedando convertida en un desierto por las actividades mineras allí realizadas pero a la vez se ha ido convirtiendo en zona de guerra ya que en las zonas mineras convergen los intereses  del pranato amparado por el estado, militares corruptos que cobran comisiones y grupos guerrilleros, como el ELN,  que también buscan “su parte del botín”.

You might also like More from author

Leave A Reply

Your email address will not be published.